Monitores y auriculares para un estudio casero.

Continuamos con el tutorial para construir nuestro propio estudio de grabación casero. En esta quinta parte daremos un repaso a los monitores (altavoces) y a los auriculares.

Puede que ya tengas por casa altavoces con los que escuches música, o con los que veas películas, no sé, ¿un home cinema quizás? Bien, pues olvídate de eso. Ese tipo de altavoces están genial, pero para lo que están diseñados: Ver películas, jugar a videojuegos, etc. Pero no te van a ser muy útiles para trabajar con audio de una manera profesional o semi-profesional.

Con los auriculares pasa más de lo mismo. Posiblemente ya tengas unos cascos para escuchar música, en tu reproductor mp3, por ejemplo, y seguro que suenan genial, ¿verdad? Pero no te van a a servir para trabajar con audio si te lo tomas en serio.

El principal problema que tienen estos monitores y estos auriculares es que colorean el sonido. ¿Te acuerdas que, cuando hablábamos del espacio en un estudio casero, decíamos que la acústica del sitio sí que era importante porque era necesario tener una referencia real del sonido que salía por los altavoces ? ¿Y que decíamos que si no estaba bien sonorizado el espacio, el sonido que nos llegaría al cerebro sería un sonido alterado y no real? Te acuerdas, ¿verdad? Pues para que nos llegue un sonido real, no sólo es necesario que la sala esté bien sonorizada, sino que es imprescindible que la fuente de la que salga el sonido sea fiable. Esto es, que los altavoces (y auriculares) nos den un sonido real, sino, de poco nos va a servir que la sala esté muy bien sonorizada si los altavoces nos están dando un sonido falso.

Pues los altavoces de un home cinema, o los últimos cascos de moda, que prometen y garantizan un sonido fuerte y con pegada de bajos hacen precisamente eso: Colorean el sonido para que suene de una forma concreta, por ejemplo, para que resalten bien los graves y así disfrutes mucho más de los temazos de rap de los últimos tiempos, o para que resalten muy bien las voces de los grupos de pop que pasesn por tu reproductor de música, etc.

Para trabajar con audio es crucial que la fuente de sonido final sea fiable. Si este requisito no se cumple, a la hora de arreglar una canción, hacer la mezcla o ecualizar una pista, lo que en realidad estarás haciendo es ecualizar o mezclar en base a un sonido falso. Y cuando te des cuenta, verás que lo que en realidad has conseguido es hacer ajustes incorrectos o que, algo que sonaba genial en la mezcla en tu casa, a penas se escucha en cualquier otro sitio.

Además, los aparatos domésticos, como los home cinema o equipos hi-fi están diseñados para escuchar sonido que ya ha pasado por una cadena de producción, por tanto, mezclado, comprimido, limitado, masterizado… Y, además, están diseñados para que lo que escuches lo hagas a niveles de volumen cómodos para el oído humano. Estos aparatos son bastante sensibles y si te pones a trabajar con audio en bruto, instrumento a instrumento, sin comprimir y sin ecualizar, y a niveles de volumen elevados,  lo más probable es que te los cargues.

Por tanto, es muy importante que los monitores con los que trabajes sean unos monitores específicos para trabajar con audio, y que el sonido que emitan sea un sonido real. Lo mismo pasará con los auriculares.

En esta entrada trataremos de encontrar opciones, como siempre, lo más económicas posibles y que respeten unos mínimos de calidad. Trataremos de orientarte para que no te dejes un ojo de la cara en unos altavoces o en unos auriculares, y que estos te permitan realizar proyectos con una calidad de sonido aceptable en tu estudio de grabación casero. ¿Le damos? Venga.

Tipos de monitores.

Dentro de los monitores de estudio diferenciamos tres tipos: monitores principales, de campo medio y de campo cercano. De todos estos tipo sólo nos vamos a quedar con los de campo cercano.

Los monitores principales son carísimos. Se usan en estudios profesionales y su precio parte de 1000€ para arriba. Lo descartamos ¿no? Y los monitores de campo medio suelen ser bastante grandes, tan grandes que la mayoría de nosotros no podríamos meterlos en nuestros pequeños espacios dedicados al home studio, a parte de su precio, claro.

Como ves, nos quedamos con los monitores de campo cercano. Dentro de los monitores de campo cercano podemos encontrarlos de dos tipos: activos y pasivos. Y para seguir acotando nuestro tema, nosotros nos vamos a centrar en los activos.

Los monitores pasivos suelen ser más baratos que los activos, pero para funcionar necesitan un amplificador específico para ellos y eso lo tienes que comprar a parte. Además, hay que ser muy meticuloso en la elección del amplificador para monitores pasivos: Han de ser de una potencia determinada según el tipo de monitores (sino se pueden estropear) y además hay que ser también muy cuidadoso con los cables para conectarlos. Así, unos altavoces que en principio parecían más económicos, te pueden dar más de una sorpresa y más de un quebradero de cabeza. Por tanto, para este tutorial te vamos a hablar de los monitores de campo cercano activos.

Los monitores de campo cercano activos también necesitan de un amplificador para sonar, pero ese amplificador ya lo traen de serie incluído en la carcasa de los mismos.

Por supuesto, dentro de este tipo de monitores existen una gran variedad, tanto en gama como en precios. Como en todo, hay monitores geniales y caros. Tambien los hay de gama media, que responden muy bien ante proyectos serios. Y por supuesto, existen monitores de campo cercano activos por un precio modesto, pero que te permiten adentrarte en el mundo de la edición de audio saliendo victorioso en tus proyectos. Pasemos a ver alguno de ellos.

Si te lo tomas más o menos en serio, si vas a estar varios años dedicándote a este mundo, lo ideal es que inviertas en unos monitores de gama media.  Puedes encontrarlos por precios que oscilan entre los 150 y los 250€, poco más, poco menos. Quizás te parecen un poco caros de entrada, pero te aseguramos que si le vas a dedicar tiempo y ganas, les sacarás partido en muy poco tiempo.

Dentro de esta gama, una propuesta genial son los ESI nEar 05 Classic. Se venden en pareja (detalle importantísimo, pues en muchas ocasiones se venden por unidades) por un precio que ronda los 170€. No son especialmente grandes, y su respuesta es bastante fiable en trabajos de audio.

Esi nEar 05 classic

Dentro de esa misma marca, por un poco más de 200€ puedes encontrar los ESI nEar 08. Un poco más potentes y un poco más grandes. Ambas propuestas no están nada mal. Si husmeas por la web o por foros especializados podrás encontrar opiniones y otras alternativas a lo que aquí citamos. Busca y lee mucho antes de tomar una decisión.

Para bolsillos apretados, existen también monitores de campo cercano que te darán un sonido bastante fiable por precios entre los 40 y los 90€ aproximadamente. Dentro de esta gama entran los M-Audio StudioPro 3, por algo más de 60€, por ejemplo.

M-Audio studiopro 3.

La colocación de los monitores.

De nada te sirve comprar unos monitores geniales si después los vas a tener mal colocados. La colocación de los monitores es esencial para conseguir apreciar un sonido real. Lo que de ellos salga tiene que llegar a tu cerebro lo más intacto posible, por ello, te vamos a enseñar cómo debes colocar los monitores para sacarles todo el rendimiento posible.

Los monitores han de estar colocados a la altura de tu cabeza, más concretamente, a la altura de tus oídos, de tal manera que queden equidistantes  respecto a tu posición y estando tú situado en el centro de un triángulo equilátero.

El círculo representa (más o menos) la zona en la que debes situarte.

Es importante que los monitores estén medianamente separados de la pared y, a ser posible, que ésta esté recubierta de algún material sonorizante (como explicamos en el primer paso de este tutorial). También es apropiado que el lugar en el que los coloques sea lo más simétrico que se pueda respecto a las paredes de la izquierda y de la derecha.

Además, evita colocarlos directamente sobre la mesa si ésta es de madera. La madera hará retumbar los sonidos graves. Existen soportes para altavoces que no son muy caros, pero siempre puedes colocarlos sobre una pila de libros o lo que se te ocurra. Evita la madera.

Por último, es esencial que nada se interponga entre tú y los altavoces. Ni un libro, ni un peluche, ni la pantalla del ordenador… Nada. Esto rompería el rumbo del sonido y no percibirías la realidad de lo que está sonando.

Auriculares.

Los auriculares son un componente que te pueden aportar una perspectiva esencial sobre lo que está sonando. Sobre todo si estás trabajando con unos altavoces que no son los ideales o, aún siéndolo, no los tienes bien colocados o el espacio en el que trabajas no está perfectamente sonorizado.

Unos buenos auriculares te pueden desvelar matices o imperfecciones que de otro modo no verías. En un estudio casero son un aliado esencial y no te arrepentirás de gastar un poco más en ellos porque les vas a sacar mucho partido.

Con los auriculares de estudio nos encontramos con una situación parecida que con los monitores. No sirve cualquier auricular, sino que tiene que ser específico para trabajar con audio. Además, también hay auriculares que necesitan amplificación independiente y nosotros, para no liarnos más, vamos a evitarlos por el momento.

Por otra parte, existen auriculares cerrados y auriculares semi abiertos. Los auriculares semi abiertos ofrecen una fidelidad mayor con lo que está sonando y verás que en el campo de auriculares de estudio son más las propuestas de semi abiertos que de cerrados.

Dos propuestas bastante razonables de auriculares semiabiertos vienen de la marca AKG. Por un lado el modelo k-121 studio, cuyo precio ronda los 80€ y por otro lado el modelo k-141 MKII, por unos 110€.

AKG k-121 studio.

Por supuesto, existen propuestas más económicas y de hecho puedes encontrar auriculares de estudio a partir de unos 20€. Si citamos esos dos es porque los hemos probado en persona y nos parecen fabulosos en cuanto a calidad y en cuanto a precio.

De todas formas, ten en cuenta que estos auriculares están pensados para editar audio, no para grabar con micrófono, pues los auriculares semi-abiertos emiten sonido también hacia fuera, por tanto el micrófono recogería el sonido que emiten los auriculares.

Conclusión.

Tómate tu tiempo en encontrar unos monitores y unos auriculares que se ajusten a tus necesidades y a tu economía. Aquí te hemos dado una serie de propuestas, pero no te ciegues. Busca, lee, pregunta. Tanto los monitores como los auriculares son quizás los elementos más importantes de un estudio de sonido pues, al fin y al cabo, van a ser la fuente principal de sonido.

En todo caso, procura que tu equipo esté equilibrado. No te compres unos monitores geniales, dejándote cientos de euros, para luego enchufarlos a una tarjeta de sonido micro usb y grabar con un micrófono de chat. Procura que tu equipo sea coherente entre sí, de este modo ganarás robustez y no tirarás el dinero.

En la próxima entrada hablaremos sobre micrófonos y trataremos de darte las pistas para que encuentres la pieza que te permita grabar de una manera limpia lo que quieras sin salir de casa. Hasta entonces, ya sabes, cualquier duda o propuesta puedes dejarla abajo, en los comentarios.

 

Nota: Todos los artículos que comentamos aquí son a modo ilustrativo y los citamos por sus carácterísticas respecto al precio y calidad que ofrecen. En todo caso, ten en cuenta que son opiniones. No recibimos ningún tipo de beneficio económico por parte de ninguna empresa o marca citada. Eres totalmente libre de pensar diferente y de elegir el equipo que más te convenga.


Hay 12 Comentarios

  1. 1
    Nicolás
    14 Diciembre, 2013 a las 19:36

    Hola! Excelente todo el tutorial y las publicaciones en general, felicitaciones! Mi duda es, si los auriculares semi-abiertos son más recomendables que los cerrados, pero con los primeros no puedo grabar voz mientras escucho una pista porque parte del sonido de los auris se va hacia fuera, qué otro método se puede utilizar para grabar voz mientras escucho la pista en reproducción? Porque, según entendí, la alternativa que queda es utilizar auriculares cerrados. Gracias!

    • 2
      16 Diciembre, 2013 a las 12:05

      Gracias Nicolás, me alegra que te guste el tutorial 🙂 En cuanto a lo que comentas, sí, tienes razón: A la hora de grabar es preferible utilizar auriculares cerrados, precisamente para evitar que en la grabación se cuele el audio de los cascos.
      De todas formas, sobre esto tampoco hay una norma radical, hay ingenieros de sonido que no le dan especial importancia al hecho de grabar con auriculares semiabiertos (siempre y cuando no grabes con un volumen muy elevado). De todas formas, yo personalmente tiendo a utilizarlos cerrados, principalmente para evitarme problemas, porque si grabas con unos semiabiertos tienes que controlar muy bien el equilibrio señal-ruido (que el ruido de fondo que se pueda colar en la grabación no sea muy elevado en relación con la toma de la grabación) para poder limpiarlo luego a base de eq. o puerta de ruido.
      Mi consejo es que para grabar. se utilicen auriculares cerrados (da igual la calidad de los mismos, unos baratitos sacan del apuro) y para editar, mezclar, sí utilizar siempre auriculares semiabiertos, para oír una señal lo más fiel posible a la naturaleza del sonido.

  2. 3
    Felix
    21 Mayo, 2014 a las 16:22

    Gracias tenia uno de esos y no sabia que eran tanbuenos..

    • 4
      27 Mayo, 2014 a las 22:32

      De nuevo, gracias a ti Felix! 🙂

  3. 5
    Pes
    6 Marzo, 2015 a las 19:30

    Pues yo quiero saber qué opinas de los AKG K-44 (cerrados) y de los K-99 (semiabiertos). Siempre dentro de los menesteres a los que apuntas en primer lugar. Gracias!

  4. 6
    27 Noviembre, 2016 a las 8:25

    hola buenas noches disculpe estoy por hacer un estudio de grabación, mi problema es que compre un interfaces behringer umc204, pero mi pc no lo reconoce,, y por el otro lado si compro unos auriculares especiales para monitoriar el audio, entonces ya no tendría caso comprar monitores con carcasa,, O que me aconseja,, gracias y un saludo

  5. 7
    17 Enero, 2017 a las 5:04

    Furrealz? That’s mavullorsey good to know.

  6. 8
    7 Febrero, 2017 a las 17:25

    L@S PARTICIPANTES DE ESTE FORO.ESTOY INTERESADO EN SABER SIEN ALGUNA DE LAS EDICIONES DE ESTE GRUPO “TEEN ROCK”, HUBO ALGUN INTEGRANTE LLAMADO “RAMAR” (no recuerdo su apellido).TUVE LA OPORTUNIDAD DE COMPARTIR UNOS MOMENTOS DIFICILES PARA ESA PERSONA Y QUISIERA SABER SOBRE EL.REALMENTE ME GUSTARIA SI ALGUIEN OFRECE ALGUN APORTE SOBRE SU PARTICIPACION EN ESE GRUPO Y MEJOR AUN SI SABEN O POSEEN ALGUN CONTACTO DIRECTO CON EL O SUS FAMILIARES.GRACIAS…

  7. 9
    8 Febrero, 2017 a las 16:35

    I used to be recommended this website by my cousin. I’m now not sure whether this submit is written via him as no one else know such specific about my problem. You’re wonderful! Thanks!

  8. 10
    1 Marzo, 2017 a las 6:09

    Six Nations should use new ,safer method of Nuclear power to clean Grand River. Invite U.S.,India,Russia, China Middle East and oh yes Canada to sit down to negotiatethe cleaning of our river.

  9. 11
    24 Abril, 2017 a las 20:21

    MAS AFINAL QUEM É O SR. JOÃO MESQUITA PARA CONSIDERAR QUE O EXERCICÍO DA CIDADANIA, e neste caso, A INDIGNAÇÃO DE UM LISBOETA É UM “atentado”?! E desde quando é que exigência É um acto “grosseiro” e “irresponsável”?! Não entendo que o fazem aqui aqueles que NÃO estão preocupados, aqueles que consideram que está tudo bem assim… A blogosfera é enorme, há espaço para TODOS e para TUDO.

Deja un comentario